little-miss-melancholy:


The Colossus, 1810 by Francisco De Goya

Me había prometido no volverte a escribir. Le había jurado a la causa y efecto que de hacerlo, se me rompieran las manos. ¿Pero qué mas da si no son sólo las manos, las que están rotas? Tengo el cuerpo roto, partido, como tus abrazos, como tus besos, tu mirada, tu sonrisa, como todo tu maldito y hermoso ser.
Me encuentro hundida en el vacío del trance del dolor que deja un amor. Hundida en el desabor de una buena experiencia que se convierte día día en una carga cada vez más pesada. Me ocupas el día, la noche, la tarde. Me ocupas todas las horas del día y no me queda otra alternativa que escribir. Escribir que te amo, que me está doliendo mares, que estoy tan sola como me encontraste, que no dejo de pensarte, que no dejo de llorarle a cada momento que pasé contigo. Que te espero aún todos los días, todo el día en la ventana. Que no hay persona, ni cosa que me hiciera más feliz que verte ahí afuera. Que saldría corriendo y te abrazaría en un brazo largo que me fundiera en ti para no tener que dejar de verte de nuevo. Que vivo pegada al teléfono por si en algún momento aparece tu nombre en la pantalla, que sueño palabras tuyas escritas de madrugada. Pero eso sólo podrían pasar si tú quisieras y ese es mi más grande dolor. Que estoy aquí, tirada, con la imposibilidad alcanzar mi otra mitad, sin poderme recoger y unir. Que estoy aquí partida y sola, tirada y sola. Muy condenadamente sola. 

Quiero ser mar. Tranquilo, profundo. Solo. Quiero ser cielo. Alto, ideal, solo. Quiero ser tierra. Áspera, rígida, sola. Quiero ser piedra. Impenetrable, sola, sola.

elleroberge:

browntrash664:

Dame un besito

Plis ♥
Estoy solo. Estoy en un pozo profundo y descubro el pánico de morir y la potencia del grito. Yo solo. Yo en el fondo del pozo profundo. Yo y el miedo. El miedo de quedar abandonado.
- "La canción de nosotros" - Eduardo Galeano. (via viejaculturafrita)
studdedsensitivity:

 
there is something lonely about the ace of hearts
Quién sabe si vivimos siempre nada más que alrededor de mas personas, aun de aquellas que viven con nosotros años y años, y quienes, debido al trato frecuente o diario y aun nocturno, creemos que llegaremos a conocer íntimamente; de algunas conocemos más, de otras menos, pero sea cual fuere el grado de conocimiento que lleguemos a adquirir, siempre nos daremos cuenta de que reservan algo que es para nosotros impenetrable y que quizás les es imposible entregar: lo que son en sí y para sí mismas, que puede ser poco o que puede ser mucho, pero que es: ese oculto e invisible núcleo que se recoge cuando se le toca y que suele matar cuando se le hiere.
- Hijo de ladrón, Manuel Rojas (via unevenstreet)

(Source: esnifandosentimientos, via unevenstreet)

necroluste:

jahsonic:

via www.bedetheque.com
Milo Manara does Love Letters from a Portuguese Nun